Conozca los aspectos que debe atacar una demanda de casación

La Sala Civil de la Corte Suprema de Justicia reiteró que la demanda de casación debe regresar los pasos del tribunal con el fin de derruir todos y cada uno de los pilares que sirven de apoyo a la sentencia.

Lo anterior porque en la medida en que sus argumentos de base se mantengan incólumes la presunción de legalidad y acierto que ampara la labor del ad quem (juez de segunda instancia) deviene inquebrantable.

De igual forma precisó que la competencia que este recurso otorga no abre un debate sin límite, como si fuera un thema decidendum. Todo lo contrario, el fallo del tribunal de segunda instancia atrae sobre sí la censura, como thema decisum.

La demanda de casación delinea estrictamente los confines de la actividad de esta Corporación, la que desarrolla su tarea de velar por la cabal aplicación del derecho objetivo y la preservación de las garantías procesales, según la causal alegada.

Así las cosas, no puede abordar un examen exhaustivo de todo el litigio, sino que su misión termina donde la acusación acaba.

Igualmente, si tal impugnación es insuficiente, porque algunos argumentos o elementos probatorios invocados por el tribunal quedaron al margen de la censura, porque fueron omitidos por el casacionista que respecto de ellos dejó de explicar en qué consiste la infracción a la ley o porque no precisa su incidencia en el dispositivo de la sentencia y en qué dirección debe buscarse el restablecimiento de la normativa sustancial vulnerada, no puede la Corporación completar la impugnación.

En conclusión, y con base en varias providencias, recordó que el censor tiene la ineludible carga de combatir todas las apreciaciones de fondo que conforman la base jurídica esencial del fallo impugnado, sin que sea posible desatender y separarse de la línea argumental contenida allí (M. P. Luis Alonso Rico Puerta).

Corte Suprema de Justicia, Sala Civil, Sentencia SC-38392020 (05001310300720150096801), Oct. 13/20.



2 visualizaciones0 comentarios